Playa de PEÑARRUBIA

Playa de PEÑARRUBIA
Esta playa situada entre Gijón y el Parque de la Providencia es jurásica. En ella abundan los fósiles, aunque a simple vista sean difíciles de ver. Destacan los braquiópodos, los amonites y los belemnites.
Pertenece al Jurásico Inferior (Lias), probablemente al Toarciense.
Es peligrosa en cuanto a desprendimientos se refiere. En una parte de la playa hay una malla metálica que protege de ciertas caídas de piedras inoportunas, que caían prácticamente cada dos o tres minutos en esa zona.
Este enclave es también nudista aunque cuando visité la playa no había muy pocas personas y vestidas (un pleno día de invierno, por la mañana y nublado casi en su totalidad).













Izquieda: Acantilados de Peñarrubia. Al fondo, la malla que protege de algunos desprendimientos.
Derecha: Un pequeño molde de amonite.













Izquieda: Varios amonites (salvo uno, el resto son moldes).

Derecha: Varios braquiópodos. Probablemente el de la izquierda y el de atrás sean Terebratula sp.












Izquierda: Varios braquiópodos del orden Rhynchonellida (muy abundantes).
Derecha: Pholadomya sp. bastante desgastadas. Se hallaban entre los guijarros.












Izquierda: Pequeñas conchas en la roca.
Derecha: Belemnite (especie de envoltura de antiguos calamares).













Izquierda: Ostreideos. En concreto, se trata de unos Gryphaea arcuata.
Derecha: Abajo: Una placa perteneciente a un porífero fósil (esponja). Más en concretamente, podría tratarse de Stauronema sp. Arriba: Una piedra atravesada por un belemnite.












Izquierda: Galería fósil de un gusano vista mediante una lupa.

Derecha: Cristales de cuarzo bien formados.

MUSEO de ANCLAS

MUSEO de ANCLAS

Este museo al aire libre se situa entre la playa de Salinas y la del Cuerno. Lo hubiera puesto como parte de la entrada de la playa del Cuerno, pero es posible que de esa manera no pudiera ser vista.
En las rocas que afloran en esta parte son muy abundantes las conchas, entre las que destacan las de espiriféridos (braquiópodos) y, en menor medida, de Leptaena rhomboidalis. Aunque también hay algunos fragmentos de crinoideos.












Derecha e izquierda: Varios espiriféridos (braquiópodos).












Arriba: Leptaena rhomboidalis (en el centro de la foto).

Paneles informativos del Devónico de Arnao

Varios paneles sobre el arrecife devónico en Arnao y alrededores. . Creé un blog para los que quieran ver los carteles.
http://panelesdearnao.blogspot.com

Playa de CONEO

Playa de CONEO
Esta playa mitad arenosa, mitad rocosa se halla junto al cabo Peñas, al Este (delimitado por el mismo). Tiene dos caminos de acceso, entre los que discurre un riachuelo que al haber llovido llevaba mucha agua. Llegué allí desde el faro mediante el borde de un campo (unos 100 m.). Después bajé en zig-zag entre un brezal. Al final del todo se complicó el trayecto al tener que descender por unas rocas a cierta altura (un poco peligroso).
Los estratos que posee son del Ordovícico Medio (la formación de las pizarras de Luarca) y se ve el contacto con las cuarcitas de la Formación de Barrios (que componen el Cabo Peñas), cambro-ordovícicas.
En cuanto a fósiles se refiere, me esperaba más al leer en un libro que en esta playa eran relativamente abundantes los graptolitos, los trilobites, los equinodermos y los braquiópodos.
Sólo hallé un belemnite, un tronco fósil y ciertas marcas en las rocas, además de orejas de mar (no fósiles).











Izquierda: Se observa el contacto entre la formación de las pizarras de Luarca y las cuarcitas de Barrios, constituyentes del Cabo Peñas.
Derecha: El "riachuelo", que tras haber llovido llevaba bastante agua, se precipitaba sobre unas rocas formando una cascada en mitad de la playa.




Arriba: Tallo de un cistoideo (una especie de equinodermo). Si alguien piensa que se puede tratar de un belemnite (como me pasó a mí), debo decirle que los belemnites aparecieron en el Carbonífero.







Izquierda y derecha: No sé lo que puede ser. Tienen en torno a un centímetro o dos.





Arriba: Marca circular. No sé qué puede ser, ni siquiera puedo asegurar que se trate de un fósil.


Arriba: Parece ser que se trantan de nódulos.











Izquierda: Supuesto trozo de madera, que resultó ser una porción de pizarra. Además, en el ordovícico, no había árboles todavía.
Derecha: Unas orejas de mar (Haliotis tuberculata). Abundaban en Coneo. No son fósiles.

Playa de los CRISTALES

PLAYA de los CRISTALES
Esta playa, muy cercana a la de San Pedro de Antromero y de la misma formación (del Cretácico Aptiense), está principalmente formadas por grandes piedras o simplemente la roca al descubierto y por una arena de pequeños cristales rodados.
Se llega a través del pueblo de Antromero como se haría para llegar directamente a la playa, pero cuando se llegue a una bifurcación en la que uno de los ramales está señalizado como calle cortada, se debe seguir por él hasta llegar a un aparcamiento. A partir de aquí, hay una senda de muy corta longitud que nos llevará hasta la playa. Una vez en este punto, se debe tirar a la derecha bajando por unas pequeñas escaleras no muy visibles.
En esta playa es fácil observar ostreideos y bioturbaciones. Pero también hay madera fosilizada y otros restos desconocidos para mí (tal vez braquiópodos).
Los ostreideos se hallan al principio en la roca al descubierto. Debido al paso de las olas, están desgastados. Las bioturbaciones se encuentran en rocas algo grandes. La madera se halla en una especie de cueva. En las paredes (areniscas) y rocas grandes se pueden ver pequeños restos.
Más allá de esta playa hay tres más antes de la de San Pedro de Antromero (por orden: la Fuentina, el Cuerno y el Sobrao). En la Fuentina y las rocas de alrededor, según tengo entendido poseen muchas orbitolinas.













Izquierda: Probables bioturbaciones.
Derecha: Molde interno de un gasterópodo.










Izquierda: Tronco fosilizado (donde la "cueva"), puede que de conífera Araucaria.
Derecha: Trozos de madera fosilizada (probablemente de conífera Araucaria).













Izquierda: Varios fósiles. No se muestra la esquina izquierda abajo debido a que los restos que había en ella no eran de esta playa, sino la de San Pedro de Antromero. Abajo-derecha: Ostreideo. Arriba-derecha: Gasterópodo. Arriba- izquierda: Bioturbación. Centro: No sé (posiblemente partes de un gasterópodo).
Derecha: La "cueva".





Izquierda: Acantilados del final de la playa, que se han desmoronado y a los que no se puede acceder, al menos, durante la marea alta.

MONIELLO

MONIELLO
Es un yacimiento devónico de un arrecife coralino con una gran cantidad de fósiles, pero con una excasa diversidad.
Se sitúa entre el Devónico Inferior y el Medio, entre el Emsiense y el Couviniense, hace unos 385 millones de años.
Abundan corales, briozoos y estromatolitos. Vi también algún artejo de crinoideo desperdigado (muy pocos). No descubrí ningún otro fósil de otro tipo.
Los restos orgánicos abundan sobre todo en la zona más cercana al aparcamiento.
La zona en la que se hallan en mayor número, según lo que pude observar, no es la playa, sino el flysch que hay junto a un área recreativa yendo para la punta del Aguión.










Izquierda: Muchos corales incrustados en la roca.
Derecha: Aspecto general del yacimiento de Moniello.













Izquierda: Un gran ejemplar de los corales de Moniello.
Derecha: Otros corales: Izquierda: probablemente del género favosiles. Derecha: Puede que un caleceola.











Izquierda: Estromatopórido (colonia de algas verdeaculadas o cianobacterias)
Derecha: Estromatoporoideo visto con una lupa de 20 aumentos. Se pueden distinguir los anillos de cianobacterias, debido a que crecían como los troncos de los árboles (formando anillos). Todavía quedan estromatoporoideos vivos (los estromatolitos que viven en el E de Australia y algunos sitios más).

Playa de SAN PEDRO DE ANTROMERO

Playa de SAN PEDRO de ANTROMERO
Muy buen yacimiento en la playa del pueblo de Antromero (entre Candás y Luanco).
En los acantilados que tiene se pueden ver estratos del cretácico y del carbonífero.
Al oeste de la playa (Cretácico) hay muchos fósiles de gasterópodos y ostreidos (parecidos a ostras). También tiene orbitolinas en los acantilados occidentales (que por desgracia no pude ver, porque se hallan más allá de la playa). Una curiosidad geológica que tiene es una gran plataforma de abrasión en flysch muy bella.
Los fósiles cretácicos del oeste de la playa son del Cret. Inferior Barremiense, de hace 115 millones de años.
También, entre los guijarros se pueden ver fósiles de bioturbaciones. En la parte central-oriental de los acantilados se ven estratos del carbonífero, la mayoría con restos vegetales.




Izquierda: Plataforma de abrasión en flysch.
Derecha: Discordancia de estratos (izquierda: Carbonífero; derecha: Cretácico).
...
...
...

...





Izquierda: Restos vegetales fósiles en una lasca junto a los acantilados carboníferos.

Derecha: Varios gasterópodos cretácicos del género Turritella del lado occidental de la playa.













Izquierda: Piedras con bioturbación (marcas de seres vivos en rocas) encontrados entre otros guijarros.
Derecha: Varios gasterópodos cretácicos del género Turritella incrustados en roca caliza de la parte occidental de la playa.













Izquierda: Varios gasterópodos cretácicos del género Turritella (en su mayor parte) incrustados en la roca.
Derecha: Varios ostreideos cretácicos.

Playa de SANTA MARÍA DEL MAR

Playa de SANTA MARÍA del MAR
(Por desgracia, sólo estuve en la parte occidental de la playa)
Vislumbré la presencia de fósiles en el pequeño promontorio de roca que separa las dos mitades de la playa. Había fósiles de muchos tipos. Todos del Devónico Inferior. En algunas partes, las bellotas de mar (crustáceos tipo percebes) que cubrían la roca tapaban los fósiles, los cuales se intuían por la forma. Con todo y con ello, en las partes en las que no llegaba el agua, se podían apreciar corales ramificados y braquiópodos de dos tipos que yo halla visto.















Izquierda: Un trozo de roca en el que se pueden distinguir muchos braquiópodos espiriféridos. Probablemente, unos Spirifer (Crispella) crispus.

Derecha: ¿Crinoideo?















Izquierda: Trozos de conchas de braquiópodos que por desgracia no pude extraer enteras.
Derecha: Coral ramificado fósil cubierto por una especie de liquen negro (verrucaria maura) y bellotas de mar o balanos (no fósiles).




Arriba: 2 rocas en las que se ven pintas de colores, probablemente conchas de braquiópodos ya muy desgastadas por la erosión.